viernes, 10 de junio de 2016

¿De qué están hecho los escarlata?

Los escarlata son un vestigio del pasado de lo que antes fue un importante clan Kaburi. Este clan ha sido consumido por el hedonismo desenfrenado. Algo (esto se verá más adelante) los impulso a la búsqueda del simple placer mediante el sexo desenfrenado, el desfase con las drogas y su particular sadismo.

Como con otros personajes de mi libro, los escarlata reflejan los rasgos más oscuros de la raza humana. Este conjunto de personas representan la pura entropía,  y el lado más salvaje de las personas.

De su inspiración, le debo mucho a la saga de comics The Crossers, los cuales reúnen las historias de varios supervivientes de un brote que convierte a los hombres en los psicópatas y violadores más retorcidos que jamás se hallan visto sobre la faz de la Tierra. No es una saga apta para menores de dieciocho años y con motivos más que evidentes. ¡Avisados quedáis!









Pero también le debo mucho a la saga de videojuegos Condemned a la hora de inspirarme para crear a estos despojos humanos. Este juego tiene el mérito de convertir a politoxicómanos en desagradables criaturas salidas de alguna pesadilla o de alguna película de Dave Lynch.




Pero los escarlata no siempre fueron la panda de asesinos que son ahora. Hubo un tiempo en el que… Perdonad. Ya estoy hablando demasiado. Esto ya lo descubriréis mucho más adelante.